skip to Main Content
Valdovinos Comparte 5 Consejos Para Hacer Acordes

Valdovinos comparte 5 consejos para hacer acordes

Si eres amante del melodic house, el nombre Valdovinos puede sonarte conocido. Con una formación clásica, se sintió atraído por los sonidos exuberantes que el deep tech y el progressive house tenían para ofrecer. El artista dio sus primeros pasos en la escena underground argentina y, eventualmente, unió fuerzas con su compañero Facundo Mohrr para crear su conocido sello Kermesse. Poco tiempo después, comenzó a darse a conocer en todo el mundo e impresionó a los fanáticos con discos como “Random Walks” (junto a Mohrr) en Balance, con su debut en Kindisch con “My Heart” y con su residencia en la estación de radio digital Frisky, que aún continúa.

Otra figura conocida en la escena electrónica también puso sus ojos en Valdovinos: Lee Burridge. Después de varios temas colaborativos en All Day I Dream, el jefe del sello le pidió que presentara un EP propio. “Grizzly” surge de una amalgama entre sus arreglos melódicos y sentimentales, su instrumentación etérea y sus  líneas de bajo poderosas que mantienen un estado de trance en la pista de baile. En cuanto a los arreglos, uno de los elementos clave en la mayoría de sus producciones es la progresión de acordes; después de todo, parte del impacto en un tema de melodic house se debe a la elección de los acordes del artista y de cómo los ordena.

A continuación, Valdovinos compartirá algunos de sus conocimientos teóricos y prácticos para sobre los arreglos que le ayudan a marcar la diferencia en cada producción.

“La mayor parte de mi música se basa en una progresión armónica de 2, 3 o 4 acordes (a veces más). Por lo general, comienzo mis pistas con un kick y un shaker, y cuando tengo eso agrego un piano y el resto” – Valdovinos

1. Hazlo simple

A veces paso días enteros buscando los acordes correctos, pero a veces termino usando lo primero que se me ocurre y que podrían ser acordes básicos.

Por ejemplo, en “Grizzly” solo usé 3 acordes (son muy claros con el piano en la caída) D # – G # – A # (I – IV – V). Esa estructura se usa comúnmente en la música, ¡pero aún así puede movernos!

2. No te quedes con lo básico

He hecho muchas pistas con dos o tres acordes básicos, I – IV o I – V, como mencioné con “Grizzly”, pero también me gusta usar diferentes escalas o alteraciones. Tengo una formación académica, pero recomiendo a quienes no la tienen que investiguen, estudien y vayan más allá de sus conocimientos.

“Night Whispers” está en re menor, pero en el modo dórica donde el 4to grado es mayor (en la escala menor natural la 4ta nota es menor). Los acordes en la caída son I (m) – V (m) – VII (M) – IV (M).

3. Invierte los acordes

Un recurso que he usado mucho es la inversión de acordes. Muchas veces la gente me pregunta acerca de algunas progresiones armónicas que he hecho y se sorprenden cuando les digo que es el mismo acorde repetido tres o cuatro veces, pero que las invertí (alternando el orden de las notas). Con la inversión de acordes puedo encadenar los acordes con una nota musical regular y, para mí, es útil que el registro de altura no se expanda, si eso no es lo que quiero.

En “Grizzly”, los acordes que podemos encontrar son: D # (D # – F # – A #) y luego invertir G # (D # – G # – B).

4. Duplica o agrega notas

Cuando tengo acordes y quiero que tengan un poco más de cuerpo, duplico la nota más baja una octava más abajo. Si quiero que se destaque o sea más brillante en la mezcla, duplico la última nota una octava más. Eso es lo que he hecho con los acordes de las cuatro pistas.

Otra cosa que hago mucho con los acordes de la tríada es agregar el séptimo, noveno y décimo, buscando crear un acorde más interesante, con otro color.

5. Dedícale tiempo

Para mí, es esencial pasar el tiempo adecuado en cada cosa en particular. Como dije muchas veces, las progresiones armónicas me resultan fáciles, pero a veces siento la necesidad de ir un poco más allá. Cuando esto sucede, puedo pasar días o incluso semanas buscando el acorde que necesito. Es importante dedicar el tiempo debido para hacer las cosas como queremos y nunca rendirnos cuando fallamos.

“Grizzly”, de Valdovinos, ya está disponible en All Day I Dream. Escúchalo y cómpralo aquí

Sigue a Valdovinos: FacebookInstagram |  Souncloud

Back To Top